viernes, 7 de mayo de 2010

De copiones y serendipias

Con la cruel sinceridad que caracteriza a la infancia, cuando en aquellos años escuchabas a tu compañero de pupitre leer su redacción basada en las ideas que tú mismo le habías dado el día anterior, espetabas en su cara: eres un copión. También podía suceder que te castigaran porque al corregir los exámenes el profesor detectaba que dos de ellos contenían, paso a paso, idéntica y disparatada solución al problema planteado. Y entonces… lo mismo: eres un copión. La situación podía resolverse en el siguiente recreo -me explican que ahora se llama segmento de ocio (?) - y no siempre mediante pacíficos e incruentos métodos de debate.
Este pretendido superlativo de copiar, sugiere algo más que el mero hecho de ayudarse consultando subrepticiamente el ejercicio de otro examinando o de imitar obras o conductas ajenas. Supone, además, desvergüenza, desfachatez, falta de honestidad y produce en el sujeto que lo padece ira y rabia. Con seguridad, muchos atentos militantes y simpatizantes de Unión Progreso y Democracia habrán sentido algo similar en bastantes ocasiones. Con motivo del debate sobre el Estatuto de Castilla La Mancha habrán escuchando decir a Dña. María Dolores de Cospedal que el agua es de todos y que los derechos son de los ciudadanos y no de los territorios. ¿Les suenan a Vds. de algo estas afirmaciones? Si, verdad. ¡Claro! Es el discurso que Rosa Díez sostiene desde hace mucho tiempo y que repite de forma sistemática a todo aquel que la quiere escuchar. Pero además, en el caso de la número dos del PP, supone un curioso cambio de opinión. No hace mucho tiempo, en coincidencia con el Sr. Barreda del PSOE, decía que Castilla la Mancha ya tenía suficientes instalaciones nucleares y que en su Comunidad Autónoma no consentiría la Instalación del Almacén Temporal Centralizado de combustible nuclear gastado. ¿Es el territorio de Castilla La Mancha en este caso el que tiene los derechos?. El Secretario general de su Partido, D. Mariano Rajoy, acaba de afirmar “yo digo lo mismo en Galicia que en Valencia, Murcia, Andalucía, o cualquier otra Comunidad Autónoma”. ¿Les suenan también a Vds. estas afirmaciones?. Puede que D. Mariano, lo mismo que los senadores del PP, no se haya enterado de lo que su Partido votó en el País Vasco sobre lo que se ha dado en llamar el blindaje del Concierto Vasco. Seguramente por eso, sus señorías se ausentaron del Senado mientras se votaba la proposición de ley correspondiente. Debieron salir a leer los periódicos.
Hay innumerables ejemplos más que aburrirían al lector, pero son ya demasiadas copias, incluso literales. En las hemerotecas puede leerse un editorial en un periódico de tendencia conservadora y afecto a la monarquía que, poco antes de las Elecciones Generales del año 2007, reproducía una parte del programa de UPyD relativo al tema nuclear y a la energía, pero como es natural, sin citar la procedencia. Mientras escribo estas líneas escucho que un Portavoz del PP ha reclamado un pacto o la convocatoria de elecciones. Es muy fácil, vean en YouTube la intervención de Rosa Díez en el Pleno del Parlamento del día 10-02-2009. ¡Hace más de un año! (ver video).
No diremos aquello de “te espero luego en el segmento de ocio”, pero podemos embromarles cantando aquella estrofa de una conocida zarzuela de ambientación madrileña que dice:
Tú no tienes mi decoro, ni princi-pi-os ni vergüenza-aa
y si vuelves a mirarme-ee te voy a arrancar la trenza…
Tampoco se trata de podarle la cúspide a nadie, pero por higiene democrática, es conveniente colocar a cada uno en su sitio y no tratar de confundir a los ciudadanos. ¡Claro que quizá son casualidades!, simple azar.

Hablando de casualidades: un entrañable y docto amigo, nunca mejor aplicado puesto que es doctor en medicina, eligió como tema de su discurso de ingreso en la Real Academia de Medicina de Salamanca las serendipias. Como seguramente les ocurre a la mayoría de Vds. yo jamás había oído hablar de semejante cosa. Causó gran extrañeza entre los académicos que debían aceptar su ingreso, más acostumbrados ellos a escuchar lecciones magistrales sobre higadillos, carcinomas de pulmón o pretendidas pandemias de gripe porcina. Serendipia deriva del inglés Serendipity y se emplea para denominar descubrimientos o acontecimientos beneficiosos y casuales que producen cambios sociales importantes, incluso de índole mundial. El concepto se entiende mejor cuando se concreta con algunos ejemplos. El descubrimiento de la penicilina por el Dr. Fleming es un paradigma de serendipia. Él investigaba con algunos cultivos de estafilococos, pero ni mucho menos esperaba que los cultivos inservibles contaminados por un hongo llamado penicillium notatum, le llevaran a descubrir un antibiótico definitivo que salvaría millones de vidas. Humanas o no, porque hasta las vacas y demás animalotes se benefician de este hallazgo. Un ejemplo más próximo es el de los populares papelitos amarillos post it. Los investigadores buscaban, en este caso, un polímero adhesivo. Fracasaron al encontrar un compuesto que “no pegaba” y que algo más tarde, por la sagacidad de un ingeniero, dio origen al producto que hizo ricos a sus inventores. La serendipia es azar, pero también sagacidad para la interpretación de los resultados.
Desconozco si alguien ha definido las serendipia política pero según escuchaba la disertación del aspirante a la Real Academia, pensé en Unión Progreso y Democracia. Me arriesgo al afirmar que el pequeño grupo de fundadores de este Partido no pensaron en él cuando exploraban los caminos de los Movimientos Ciudadanos y participaban activamente en ellos impulsados por la lucha contra la injusticia terrorista y ultranacionalista. Pero su sagacidad y el correcto análisis de la realidad produjeron el hallazgo. Tampoco sé, el tiempo lo dirá, si UPyD producirá cambios sociales trascendentales, pero lo que sí afirmo es que ya ha cambiado la política española. Unos pocos ejemplos. ¿Cuántas veces habían oído Vds. hablar, antes de la irrupción de este Partido en la vida política española, de la transversalidad política, del cambio del sistema electoral o de una redefinición del Estado que no esté basado en un paso más hacia la secesión de algún territorio?. ¿Cuántas veces de devolver las competencias de sanidad o educación al Estado? ¿Cuántas de que el agua es de todos y para todos, y no de que mi agua es mía y de mi Comunidad Autónoma?
La búsqueda de lo que nos une a todos los españoles, la lengua común, la separación real de los poderes judiciales, el cambio del sistema de elección de los magistrados del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Constitucional, la sin razón del cupo vasco o navarro basados en pretendidos derechos históricos o las listas abiertas en las elecciones, están hoy más presentes que nunca en las discusiones de muchos foros políticos y sociales. “No hay solución a la crisis económica y de modelo productivo si no abordamos la reforma del modelo de Estado". Son palabras de la Portavoz Parlamentaria de UPyD, Rosa Díez, que está obligando a los partidos tradicionales a definirse en el Parlamento sobre temas tan importantes. Bien, pues que un minúsculo Partido Político haya conseguido esto y que además, su única representante en el Parlamento sea la más valorada de los políticos españoles en la mayoría de las encuentras, es una muestra clara de que algo está cambiando ya de forma sustancial en la Política, con mayúsculas, española. Decidan Vds. si Unión Progreso y Democracia es una serendipia política o no.

2 comentarios :

  1. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  2. Serendipia o necesidad?

    ResponderEliminar

En este Blog no se contestan anónimos